PUTIN: ¿PROVOCARÁ OTRA GUERRA MUNDIAL?

Written by Roberto Cazorla

2 de marzo de 2022

EN ESPAÑA, LA “ZORRERÍA” COMUNiSTA SE PUEDE CORTAR CON UNA TIJERA

¿Cómo es posible que hoy existan hombres tan crueles capaces de bombardear ciudades matando a miles de inocentes? ¿Los niños, ancianos, desvalidos, merecen morir ardiendo por la metralla de los misiles de los que presume Putin? ¿Occidente se va a quedar con los brazos cruzados? ¿Quieren que estalle otra guerra mundial para lograr su propósito: un gobierno mundial? ¿Convertir en esclavos a los que queden con vida?

Un Reportaje Especial y Exclusivo  para LIBRE de Roberto Cazorla

Nuestro corresponsal en España

He escrito decenas de veces que, uno de los mayores errores de Dios, fue darle un espacio en el mapamundi, a ese pedazo de tierra que llaman Rusia. (Pienso lo mismo sobre China). Desde el primer instante de su creación, el diablo le asignó la categoría del país con más monstruos que quieren la destrucción del planeta; carentes de sensibilidad; desde que salieron de la placenta, se lesacuñó el sello de “la gente más infernal del mundo”. Rusia fue, desde su creación, hasta hoy, (lo será hasta que termine con el resto del globo terráqueo), el país dominado por Satanás; huele a sangre de inocentes: Rusia inventó el mal.

Lo estamos viendo con la actuación del pérfido Putin, en Ucrania. Putin nació con el diablo en sus venas. No olvidemos que, desde los tiempos de la ex Unión Soviética, fue uno de los asesinos de la terrorífica“KGB” (en Cuba“Villa Marista”), donde torturó y asesinó a miles de inocentes- Nunca entenderé (bueno, sí, la política ha sido, es y será una letrina de excrementos de elefantes) cómo el mundo occidental ha tolerado, permitido intercambio, tratándolo como a un demócrata, siento uno de los mayores malignos del Universo.

Cuando el mundo estaba sacudido por la Guerra de Afganistán, en España no se celebraba un acto cultural o de lo que fuera, que los comunistas no lo encabezaran con pancartas en las que decían: “No a la guerra!”. Aquel suplicio duró una eternidad. La mayoría de los artistas en este país, son comunistas, pero viven como reyes; se dejaron la piel exigiendo y lanzando su “¡No a la guerra!”, hasta cuando iban al baño. El pasado mes, se celebró la entrega de los Premios Goya del cine, ya Putin amenazaba con atacar a Ucrania, sin embargo, no hubo un hijo de la Gran Bretaña que saliera con un cartel de“¡No a la guerra!”. Lógico: esta guerra la declara Putin, el dictador soviético que adoran. En lo ancho y largo de España, no se ha visto ni un acto de repudio a esta guerra. Todos callan como meretrices. Y es que aquí, la zorrería comunista se puede cortar con una tijera. La hipocresía, la maldad, el odio y el deseo de devorar a occidente, es plato de cada día. Pero ¿qué podemos esperar de los comunistas españoles, si apoyan a las dictaduras bananeras, y se dan besos de tornillo con los dictadores cubanos, venezolano, etc. Señores, no se crean que esta guerra ha surgido de un día para otro, puesto que ello entra en los planes que desde hace décadas los que manejan el mundo, los “de la mano negra que mueven la cuna”, saben que esta guerra significa la ruina de occidente. Ya, en España, la gasolina, el gas, la electricidad, y una serie de productos han subido de precio de forma alarmante. Esta guerra provocará la carencia de alimentos, incluso hasta el pan, ya que, Ucrania ha sido el país que más trigo ofrece al resto de Europa.

BRAZOS CRUZADOS

Pronto comenzarán a faltar artículos de primera necesidad. Es el propósito de los comunistas que tienen la batuta para mover el mundo a su antojo.  Que en pleno siglo XXI, se produzca una guerra con el peligro de que se convierta en otra mundial, es tan anacrónico que produce arcadas. Y es que, mientras exista un dictador ruso como Putin, mientras Rusia siga en el mapa y no la hunda un terremoto que entierre primeramente la momia de Lenin, estaremos con la “Espada de Damocles” encima de nuestras cabezas. Rusia fue, es y (si no se le paran los pies), seguirá siendo el terror mundial, la mayor desgracia de la humanidad.

Aunque los socialistas-comunistas que nos desgobiernan, no ha manifestado su condena al dictador soviético, ni han salido a la calle con el cartel de “No a la guerra”, los ucranianos que residen en España, sí han recibido el apoyo de multitudes de ciudadanos de a pie, de los que odian el comunismo. En una de esas manifestaciones frente a la Embajada de Rusia, se aparecieron Javier Barden y “su” Penélope Cruz apoyando a los ucranianos de España; lo hicieron de dientes para afuera. Hipócritamente. Las palabras que expresaron condenando a Putin, no se las creyeron ni ellos mismos.

¿Cómo es posible que en estos tiempos (aunque de mucha confusión) existan hombres tan crueles capaces de bombardear ciudades con un resultado de centenares…, miles de muertos inocentes? ¿Y los niños, ancianos, desvalidos, merecen morir ardiendo por la metralla de esos malditos misiles de los que tanto presume Putin? ¿Y la OTAN, LA Unión Europea, la ONU, la OEA,todas las instituciones que, supuestamente, fueron creadas con el fin de ayudar a los países que lo necesitan? ¿Acaso Occidente se va a quedar con los brazos cruzados ante semejante crimen? ¿Esas organizaciones mafiosas, lo que quieren es que estalle otra guerra mundial para alcanzar su propósito: un gobierno mundial? ¿Convertir en esclavos a los que queden?

“PAJARRIACO”

“He tomado la decisión de una operación militar especial, y le pido a los ucranianos deponer las armas. Mi misión es proteger y defender a la ciudadanía”, expuso el desalmado dictador.

El esclerótico presidente de Estados Unido, Joe Biden, condenó el ataque a Ucrania y advirtió que “solo Rusia es responsable de la muerte y destrucción que traerá este ataque, y Estados Unidos y sus aliados y socios, responderán de manera unida y decisiva. El mundo exigirá responsabilidades a Rusia”. ¡Y aquí paz, y en el cielo gloria! También el mundo le “pedirá responsabilidad” a Occidente por bajarse los pantalones, por incumplir los compromisos que, presuntamente, tenía la OTAN, por ejemplo.

Existe una pregunta en el aire: ¿Por qué Putin ataca a Ucrania? El cínico, durante uno de sus discursos, se refirió a los “ocho años” que el pueblo ha sufrido un “genocidio”. Pero hay más razones”.

Sea lo que sea, ametrallar a un país impulsado por la avaricia y el complejo de “Papa Dios”, no le da derecho a asesinar a miles de inocentes. El verdugo con orejas de burro quiere demostrarle al mundo “pajarriaco” que el comunismo rancio no ha muerto, y que no tardará mucho en que aquellos países que fueron desangrados por el comunismo, vuelvan al redil soviético y, junto con los chinos miserables, tener el control del mundo. Mientras, la primera potencia mundial, Estados Unidos, se permite el “lujo” de elegir como presidente a un anciano comunista, al que le quedan “tres noticieros” porque, ya está “luciendo” en su rostro el color de un cadáver que nunca descansará en paz. 

Temas similares…

Why Cuba Matters

Why Cuba Matters

Join the author, Néstor T. Carbonell, as he shares a critical analysis of the Castro-Communist regime and explores the...

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish