Los siete candidatos a la alcaldía de Lima se enfrentan en su primer debate

Written by

12 de septiembre de 2022

Lima, 11 sep (EFE).- Los siete candidatos a la alcaldía de Lima se enfrentaron este domingo en el primer debate que reunió a todos los aspirantes a ocupar el sillón municipal, a tres semanas de las elecciones locales y regionales que Perú celebrará el próximo 2 de octubre.
El cara a cara, organizado por Latina Televisión, reunió a Daniel Urresti, del partido Somos Perú y actual favorito en las encuestas; Rafael López, de Renovación Popular y segundo en las preferencias electorales; George Forsyth, de Somos Perú; Gonzalo Alegría, de Juntos por el Perú; Willy Castro, de Perú Libre; Elizabeth León, del Frente Esperanza; y Omar Chehade, de Alianza por el Progreso.
Se trató del primer debate con todos los candidatos, a veinte días de los comicios.
El evento se organizó en tres bloques temáticos, que no estuvieron ausentes de ataques. Uno de los episodios más tensos lo protagonizó López, quien reprochó a Urresti estar acusado como autor mediato (con dominio de hecho) del asesinato en 1988 de un periodista cuando era jefe de inteligencia en un cuartel militar en el sur peruano.
Sobre el primer bloque, centrado en la seguridad ciudadana, varios candidatos coincidieron con propuestas inclinadas a la prevención mediante la promoción, entre jóvenes, de actividades deportivas, la instalación de cámaras de videovigilancia con sistemas de reconocimiento facial y reformas en los cuerpos de seguridad.
Urresti, en esa línea, prometió que en su gestión se capturarán «200 choros (ladrones) por día».
«Choro capturado, choro encanado (encarcelado) (…) si los choros en la cárcel tienen que dormir en pie en la noche no es mi problema», dijo el general retirado del Ejército y exministro del Interior, al que los sondeos de opinión le dan un 21,2 % de respaldo ciudadano, frente a un 20,7 % de López y un 13,6 % de Forsyth.
En el segundo bloque, los candidatos intercambiaron sus propuestas para descongestionar el tránsito de la capital peruana, donde vive un tercio de la población del país.
Coincidieron en la implementación de semaforización automatizada, la mejora de la conectividad de las zonas periféricas y la mejora del transporte público.
Sobre el último bloque, de desarrollo social, el exarquero de Alianza Lima, Forsyth, prometió farmacias sociales y más hospitales especializados, además de promulgar normas que castiguen a quienes abandonan mascotas y otorgar locales a los comerciantes ambulantes, un punto similar a la propuesta de León.
Chehade, por su parte, incidió en la necesidad de redoblar presupuestos para comedores populares y aseguró que, al final de una eventual administración suya, dará un millón de empleos a los capitalinos y que todos contarán con agua y desagüe.
El empresario López insistió en convertir «Lima y el Perú en potencia mundial» y Castro en promover una capital «más humana, más inclusiva, de todas las sangres».

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish