La reunión convocada por Arce termina sin definición sobre la fecha del censo

Written by

29 de octubre de 2022

Cochabamba (Bolivia), 28 oct (EFE).- La reunión nacional convocada por el presidente de Bolivia, Luis Arce, concluyó este viernes con diversas propuestas, pero sin una definición clara sobre la fecha para el censo de población, la principal demanda de sectores como la región de Santa Cruz, que se mantiene en huelga para que la consulta sea en 2023.
Con la asistencia de más de 300 autoridades subnacionales y bajo la conducción de Arce, el llamado «Encuentro Plurinacional por un censo con consenso» se extendió por varias horas con un receso pasado el mediodía, para concluir cerca de las 20.00 hora local (0.00 GMT del sábado) en la ciudad central de Cochabamba.
Al finalizar la reunión, el rector de la Universidad Gabriel René Moreno, la estatal de Santa Cruz, Vicente Cuéllar, dijo a los medios que retornaba a su región inconforme y «con las manos vacías», pues se esperaba que este viernes «se aprobara el censo para 2023».
«No se ha sacado una conclusión definitiva. Hay dos propuestas, una que el censo se realice entre octubre de 2023 y abril de 2024, la otra propuesta es que la fecha quede en blanco y sea un equipo técnico el que la defina», indicó.
El rector acudió a la cita en representación del llamado Comité Interinstitucional que lidera las protestas ciudadanas en Santa Cruz por el censo.
Cuéllar anunció que informará al citado comité sobre los resultados de la reunión y que esa instancia tomará las determinaciones que correspondan.
El rector aseguró que la representación cruceña sustentó técnicamente su propuesta, aunque el encuentro se dio en un «escenario eminentemente político».
POSICIÓN GUBERNAMENTAL
Por su parte, la ministra de la Presidencia, María Nela Prada, aseguró a los medios que los planteamientos para el censo en 2023 tuvieron un criterio «netamente político» y lamentó que Santa Cruz enviara al encuentro a una persona sin «poder de decisión» para dar «certidumbre» al país ante los conflictos en esa región, motor económico del país.
Según Prada, el presidente ratificó en la reunión el planteamiento de que el censo se realice en abril de 2024 y la distribución de recursos estatales sea en octubre del mismo año en función de los datos preliminares de la consulta.
Una segunda propuesta gubernamental es dejar en manos de una comisión técnica la definición y si esa entidad «puede justificar que se realice en 2023, se realiza en 2023 y si determina que se realice en 2024, se realiza en 2024», detalló la ministra.
Prada apuntó al gobernador cruceño, el opositor Luis Fernando Camacho, y al presidente del Comité Cívico Pro Santa Cruz, Rómulo Calvo, como los responsables de que en esta jornada no se llegara a una solución definitiva a los conflictos por el censo.
LA HUELGA SIGUE
Calvo dijo a los medios en Santa Cruz que están «un poco tristes» al ver que el Gobierno nacional está «subestimando» a esa región y lamentó que Prada se dedicara a «buscar culpables».
«Hoy el Gobierno se ha hecho al sordo, nos ha demostrado que no tiene voluntad para dar soluciones (…) El paro continúa, tenemos que hacernos escuchar, aquí no hay falta de voluntad del pueblo cruceño, tampoco es que queramos conflicto, queremos una solución que beneficie a todos los bolivianos», dijo.
El dirigente consideró que la reunión fue «política» y que no creen «en la palabra del Gobierno».
Santa Cruz lleva siete días en huelga para exigir que el censo de población, que debía efectuarse en noviembre próximo, se realice en 2023 y no en 2024 como lo definió el Gobierno de Arce.
Sindicatos y organizaciones sociales afines al oficialismo han intentado frenar con violencia la huelga en Santa Cruz y realizan un «cerco» con bloqueos de carreteras para aislar a la región e impedir el ingreso de alimentos a su capital, al considerar que la protesta ciudadana busca desestabilizar al Ejecutivo nacional.

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish