Haley toma impulso en su estado natal mientras crece la presión para que deje la campaña

Written by

25 de enero de 2024

Washington, 24 ene (EFE).- La aspirante a la candidatura del Partido Republicano estadounidense para las presidenciales de noviembre, Nikki Haley, viajó este miércoles a Carolina del Sur, su estado natal, para tomar impulso en su carrera electoral en un momento en que crecen las presiones para que abandone.
Haley jugó sobre seguro un día después de que el expresidente Donald Trump (2017-2021) la derrotara en las primarias de Nuevo Hampshire. Con el 97 % de los votos escrutados, según los últimos datos, la superó con porcentajes respectivos del 54,3 y 43,4 %.
Es la única que le hace frente a Trump en el camino republicano hacia la Casa Blanca y este miércoles se mantuvo firme en su voluntad de no darse por vencida.
«Tenemos que dejar atrás la negatividad y centrarnos en las soluciones del futuro. He aquí una dura verdad: voté por Trump dos veces. Estaba orgullosa de servir a Estados Unidos y a su Administración. Estoy de acuerdo con muchas de sus políticas. Pero, con razón o sin ella, el caos le sigue», dijo Haley en un rally en la ciudad de North Charleston.
La candidata fue embajadora de Estados Unidos ante la ONU durante el mandato del empresario.
«No podemos tener un país patas arriba en un mundo en llamas y pasar por cuatro años más de caos. No lo sobreviviremos. No superas el caos demócrata con caos republicano. Y he aquí otra verdad: no puedes arreglar nada si no ganas en noviembre», señaló Haley.
La aspirante, de 52 años, también se apoya en su edad para presentarse como una alternativa viable frente a Trump, de 77, y el actual mandatario, Joe Biden, de 81.
«Con todo lo que está sucediendo en nuestro país y en el mundo, ¿De verdad nos vamos a hacer elegir entre dos octogenarios que se postulan a presidente? (…) Los estadounidenses merecen algo mejor que estas dos opciones».
En los caucus de Iowa del lunes de la semana pasada, Trump quedó primero con un 51 % de los votos, seguido por el gobernador de Florida, Ron DeSantis (21,2 %), que ya se ha retirado. Haley sacó un 19,1 % y el empresario Vivek Ramaswamy, que también abandonó la lucha, un 7,7 %.
Aunque Haley espera que las primarias de Carolina del Sur el 24 de febrero refuercen su candidatura, la oposición interna juega en su contra.
La presidenta del Comité Nacional Republicano, Ronna McDaniel, apuntó este miércoles en la cadena FOX que no ve que a Haley le salgan las cuentas para hacerse con la nominación en la convención de julio.
«Creo que ha realizado una gran campaña, pero hay un mensaje muy claro que está saliendo de los votantes: debemos unirnos en torno a nuestro eventual candidato, que será Donald Trump, y debemos asegurarnos de vencer a Joe Biden», sostuvo.
En su opinión, no es el parecer del Comité Nacional Republicano, sino el de los propios votantes.
Hay otras voces que han sido más claras a la hora de pedir su renuncia, como el senador J.D. Vance: «En este momento Haley puede o abandonar o ayudar a los demócratas», dijo en X.
En esa red social también se ha pronunciado en la misma línea el legislador John Cornyn, con un alegato en favor de Trump: «Ya he visto bastante. Para vencer a Biden, los republicanos necesitan unirse en torno a un solo candidato, y está claro que Trump es la elección de los votantes», concluyó.

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish