El jefe militar de Alpha 66. “Hay que inundar todas las calles de Cuba de protestas para apurar el cambio político”

Written by Germán Acero

12 de octubre de 2022

“Hay que inundar todas las calles de Cuba de marejadas de protestas para apurar el cambio político ante la grave crisis que vive la isla debido a los apagones totales en la mayoría de las provincias”, propuso Reynol Rodríguez, el jefe militar de la organización Alpha 66 con sede en Miami.

Rodríguez aseveró que este es el momento ideal para que el pueblo de Cuba se levante, como nunca antes lo había hecho, para exigir que el régimen ponga solución a todos los problemas suscitados esencialmente por la falta de fluido eléctrico”.

“Los cubanos, en general, están viviendo su peor crisis ya que tampoco cuentan con alimentos y, algunos que habitan en regiones azotadas por el huracán Ian, ahora viven en las calles porque perdieron sus casas”, reiteró Rodríguez.

“Estoy muy complacido porque los cubanos, por fin, han reaccionado y se han dado cuenta que mediante la protesta pueden finiquitar, a la larga, un cambio político en la isla tras el fracaso absoluto de la revolución que no hace nada por mejorar el modus vivendi del pueblo”, aseguró.

“Están viviendo como si estuvieran en el peor y más pobre país del mundo, sumado a que los que están heridos, no encuentran alivios a sus males de salud porque la mayoría de los hospitales y salas de urgencia fueron destruida por el huracán Ian”, insistió.

“Y la solución que se pueda dar desde el exilio, quizás no va a ser muy efectiva, ya que el régimen mantiene controlado todo esto, decidiendo a último momento, pedir ayuda a los Estados Unidos, para controlar cualquier apoyo que se haga desde el exterior para el pueblo”, opinó.

“Hoy queremos recordar la fecha del 10 de octubre para que ese pueblo se tire totalmente a las calles y, así, la podamos celebrar no solo en la isla sino también en el exilio, para demostrarle a esa tiranía el poder que tenemos políticamente”, sostuvo.

“No se puede hacer ninguna transición. Tenemos que seguir para adelante. Si es necesario apoyaremos con operaciones militares. Hay muchas posibilidades. Así algunos ya estemos de edad. Es bien importante que ahora comencemos, junto con el pueblo, a dominar protestas en todo el país”, reiteró.

“Alpha 66 tiene historia en materia de apoyo y además de operaciones en tiempos difíciles, como lo hicimos en el pasado, para lograr los cambios políticos necesarios, como ahora, cuando el régimen vive su peor momento en muchos años por falta de liderazgo”, aseguró.

“Las protestas, quisiéramos, que fueran pacíficas, pero eso no es posible porque sino le ponemos energía y fuerza a esas manifestaciones callejeras, no surtirán el efecto que necesitamos, ya que lo que queremos es poner contra la pared a esa dictadura obsoleta”, agregó.

“Aquí el problema no es de ayuda, sino de política, de buscar cambiar y quitar del poder a esa dictadura de los Castro, que no tiene poder ahora mismo para dar solución a todos los problemas que aquejan al pueblo cubano, como la falta de electricidad”, enfatizó.

“Ya han pasado muchos días sin que el pueblo pueda tener o normalizar el servicio de energía y, la respuesta del régimen ha sido siempre la misma, con promesas que se sabe nunca se van a cumplir porque no tienen los medios debido a la crisis económica que los sacude”, añadió Reynol.

“Y, el problema, como todo el mundo lo sabe, se ha agravado totalmente, después de que provincias como Pinar del Río, sufrieron los peores destrozos, dejando a la gente, no solo sin energía, sino también sin agua y sin alimentos. La mayoría están durmiendo en las calles”, enfatizó.

“En Cuba, además, no existe el aparato logístico de suministro de materiales de construcción, para volver a remodelar y hacer vivibles las casas del pueblo, que fueron borradas del mapa por el huracán Ian, teniendo ahora la gente que dormir en el piso”, relató.

“Las grandes fábricas de cemento, que en el pasado eran poderosas, fueron quebradas y reposeídas por el régimen, que finalmente las llevó a la quiebra, por lo cual no hay ninguna esperanza de reparar viviendas destrozadas por los vientos de Ian”, sostuvo.

“Y, como si fuera poco, tampoco la tiranía cuenta con medios para solucionar, en dos o cinco meses, el grave problema de electricidad, ya que no hay tanques de almacenamiento de petróleo, porque los que habían fueron devorados por las llamas en Matanzas”, recordó.

“Y, lo peor, el tendido eléctrico de los barrios está totalmente destruido, por lo que la electricidad no podrá llegar a la gente en muchos años, ya que el que había era obsoleto y estaba fuera de servicio”, concluyó.

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish