Consejos para lucir un bronceado bonito  saludable

Written by Libre Online

3 de agosto de 2022

Por Nora Cifuentes.

Como cada año, el bronceado es una de las tendencias en belleza. Pero, ya sea tomando el sol para conseguir una piel morena, o utilizando autobronceadores en casa, es importante saber cómo hacerlo de manera saludable y efectiva, tal y como indican las expertas.

BRONCEADO NATURAL:

SIEMPRE CON PROTECTOR SOLAR

“Debemos recordar una cosa, ningún filtro protege al 100%, siempre hay un pequeño porcentaje de rayos que inciden en nuestra epidermis”,dice Esperanza Sáenz, responsable de imagen de la firma sevillana Nezeni Cosmetics.

Esta experta nos explica un detalle que no muchos conocen: “el número de factor solar solo se refiere al tiempo que le llevaría a la radiación UVA del sol quemar tu piel cuando se usa el producto según las instrucciones, en comparación con la cantidad de tiempo que tardarías en quemarte sin protector solar”

“Por tanto”, dice Esperanza, “con un SPF 30 -nivel de protección solar- tardarás 30 veces más en quemarte de lo que tardarías habitualmente sin protector solar”. Una considerable diferencia que evidencia, una vez más, lo imprescindible de esta protección.

En cuanto al tipo de protector que usar, Sáenz explica que “los filtros químicos tienden a verse menos calcáreos, pero algunas opciones pueden ser irritantes, lo que hace que muchas personas prefieran evitarlos”.

Pero para ella, “lo ideal es un producto que combine filtros químicos, físicos y biológicos que logre un acabado transparente y mate en todos los tipos de piel”.

AUTOBRONCEADOR:

CLAVES PARA UTILIZARLO

“Antes de aplicar este o cualquier otro autobronceador, se aconseja exfoliar la piel para crear una base de piel suave y uniforme donde el producto podrá aplicarse de forma más igualitaria, evitando así manchas y parches”, dice Briyi Pérez, maquilladora profesional de Amelia Cosmetics.

Pero no vale cualquiera, debe ser “un exfoliante sin aceites para que no interfiera con los ingredientes que pueda llevar el autobronceador”, indica la experta. Y aún así, este solo es el primer paso.

Después, explica Briyi, “el producto debe repartirse uniformemente y a conciencia sobre cada parte de la piel, sin olvidar zonas en las que a veces no reparamos como antebrazos o axilas”.

Y señala que “en las áreas más rugosas como rodillas, codos o talones, se aplica menos cantidad de producto y se masajea bien para que pueda introducirse bien”. Además, “debemos tener cuidado en aquellas zonas donde no nos alcance bien la mano o sea difícil ver el resultado de la aplicación, como la zona de los glúteos, la espalda o nuca”.

¿Y, cómo evitar las temibles manchas desiguales que a veces ocurren con estos productos, sobre todo en esas zonas? “La clave para que esto no ocurra está en la maña que podamos tener cada una y contar con los instrumentos adecuados”.

Pérez apunta que “sobre lo primero no podemos ayudar, pero en lo segundo, nada como una brocha corporal especial para maquillaje y bronceadores”, dice, y añade “otro consejo: asegurarnos de tener tiempo libre suficiente para que la piel seque antes de hacer nada una vez aplicado, así como no ducharse en las siguientes seis horas”.

Por último, Briyi recuerda que “en el rostro, el mayor problema está en aquellas partes donde hay pelo, como cejas o nariz, simplemente hay que prestar más atención echando menos cantidad y asegurándonos de que está bien distribuida”.

CUIDADOS MÁS ALLÁ DEL SOL

Pero, una vez logrado ese moreno de playa, piscina, o casero… ¿Cómo mantenerlo? ¿Y qué cuidados necesita nuestra piel en verano más allá de la protección solar? De nuevo, las expertas responden.

“Todos coincidimos en que, quizás por esa sensación de estar todo el día a remojo, si hay un momento en el que la pereza-limpieza crece y se ‘hace bola’, es en verano”, dice Olga Borrell, creadora de la firma de cosmética La Spiaggia.

“Sin embargo, es una de las temporadas en la que más crucial resulta: entre protectores solares, arena, sal y ese toque de máscara `waterproof´ al que muchas recurrimos para salir por la noche…”, enumera la experta.

Y es que, “aunque nos veamos mejor piel que nunca, la falta de rutina en la higiene facial en verano es uno de los principales detonantes de los brotes de acné e imperfecciones de otoño”, advierte Borrel y añade que “la clave para no saltarnos esa rutina es tener una que sea sencilla y con pocos pasos… Una rutina que además de desmaquillar y limpiar, relaje”.

La importancia de la higiene facial también la remarca Briyi, que dice que “el principal consejo está en mantener la piel limpia e hidratada, exfoliando cada 10 o 15 días según el tipo de piel”.

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish