Advierte directivo de “Inspire América Foundation”. Suárez: “Si no hay unidad fuerte entre el exilio y el pueblo no se logrará la libertad”

Written by Germán Acero

6 de febrero de 2024

Diego Suárez, quien es uno de los más altos directivos de “Inspire América Foundation”, advirtió que “sino no hay una unidad fuerte entre el exilio y el pueblo no se logrará la libertad en Cuba.

Suárez, quien ha militado en las más importantes organizaciones del exilio cubano en Miami, insistió en que “solo una unidad fuerte entre el pueblo y el exilio podrá quizás concretar esa libertad en la isla, ahora es el momento, cuando la tiranía comunista atraviesa por uno de sus peores y más críticos momentos en lo social, económico y político”.

“Cuando esas fuerzas se unan totalmente podrán entonces empujar el camino definitivo hacia la concertación de esa libertad, pero, ha habido fallas de parte y parte que no han permitido que esto haya sucedido en estos momentos”, insistió.

Suárez admitió totalmente que la represión violenta del régimen conta la oposición, en parte, ha impedido el avance de buscar los caminos para consolidar la libertad en Cuba ya que además importantes disidentes han sido detenidos y otros condenados a largas penas de prisión.

“La tiranía de Cuba ha desarrollado una maquinaria represiva mordaz. La negación de derechos civiles y políticos básicos, que está contemplada en la legislación cubana, se viola a cada momento por parte de los esbirros del régimen”, añadió.

“La dictadura emplea estos instrumentos para limitar gravemente el ejercicio de los derechos humanos fundamentales a la libertad de expresión, asociación y reunión. Y además Las condiciones en las prisiones cubanas son inhumanas y los presos políticos padecen el trato degradante y la tortura”, reveló.

“Por eso el exilio, a través de sus políticas internacionales, debe ponerles más atención a las violaciones de la tiranía cubana a los derechos civiles y políticos contenidos en la Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH)”.

“Se ha demostrado que ni la legislación cubana ni las prácticas garantizan los derechos fundamentales consagrados en la Declaración. La obligación de Cuba de respetar la Declaración Universal se deriva de su incorporación en la Carta de las Naciones Unidas, que hace que todos los países que forman parte, entre ellos Cuba, estén sujetos a sus disposiciones”, enfatizó.

“Hay que acabar con ese criterio de que cada quien trabajando por distinto lado ya que la desunión no conduce a ninguna parte y ahora lo que necesitamos es estar más unidos que nunca para lograr nuestros anhelos de libertad”, sostuvo.

“La actuación de la dictadura cubana no se ajusta a estos principios jurídicos internacionales. Además de sentenciar a penas de cárcel a activistas o detenerlos durante largos períodos sin juicio, emplean  otras tácticas para impedir que personas y organizaciones emprendan actividades que constituyan, o parezcan constituir, una oposición a sus políticas o prácticas”, agregó.

“Entre la serie de medidas represivas se encuentran las detenciones arbitrarias durante cortos períodos, las advertencias oficiales, la retirada de empleos o viviendas, la vigilancia, el hostigamiento, la intimidación y el exilio forzado”, denunció.

“Las acciones gubernamentales contra disidentes se producen aparentemente en oleadas, con períodos de calma seguidos de un intenso hostigamiento, en respuesta con frecuencia al aumento de la actividad opositora”, aseveró.

“Hay que detener la política comunista que ha enfocado sus baterías contra los activistas de derechos humanos; periodistas independientes  y sindicalistas se encuentran entre los objetivos más frecuentes de la tiranía”, añadió.

“El régimen comunista mantiene una posición firme respecto al periodismo independiente, recurriendo no sólo a las organizaciones de masas, sino también a las fuerzas de seguridad y los tribunales para amenazar, intimidar, detener y procesar a periodistas independientes”, sostuvo.

“Hay que insistir en que debemos de echar abajo esta política a la negativa de reconocer legalmente a los grupos de oposición ya que expone a todos los miembros de las organizaciones no autorizadas al riesgo de ser detenidos y procesados por el simple hecho de pertenecer a un grupo”, concluyó.

Temas similares…

0 comentarios

Enviar un comentario

EnglishSpanish